Sahline, ciudad turística al este de Túnez

Sahline

Sahline se encuentra entre Monastir y el Mediterráneo Oriental, rodeada por importantes distritos como Sidi Ameur al Oeste, Susa al norte y Benbla hacia el sur. Además está muy bien comunicada ya que las principales carreteras de Túnez pasan por Sahline. Esta conectividad sumada a su ubicación privilegiada y su proximidad al mar, han hecho de Sahline una de las zonas turísticas privilegiadas para pasar unos días en cualquier momento del año.

Sahline es la antigua Dionysiana de los tiempos helénicos; luego fue poblada por emigrantes de Marruecos que habían estado cuarenta años en Mâatmeur. El nombre completo de la ciudad es Aouinet Essalhine y alude a las defensas costeras que le permitían enfrentar los frecuentes ataques de los piratas que asolaban la región, aunque según otras interpretaciones, es porque aquí se encuentran grandes extensiones salinas de Monastir.

Durante la época otomana su principal riqueza era la agricultura, con cultivos de cereales, y también la cría de ganado en Elhmada.

Inicialmente estuvo bajo la administración de Kairouan, pero actualmente forma parte de la gobernación de Monastir. Locales y visitantes valoran y disfrutan el ambiente tranquilo y relajado que prevalece en la ciudad, de sólo 15.000 habitantes, que llegan a 20.000 durante el verano.

Es muy fácil llegar a Sahline, ya que se encuentra a sólo 2 Km. del Aeropuerto de Monastir; como es una villa turística cuenta con muchos hoteles, clubes de golf y comodidades para los visitantes.

Pero no todo es playa y relax en Sahline. Su ubicación cerca del puerto comercial de Susa le ha permitido alcanzar un interesante desarrollo industrial, con varias fábricas dedicadas a los plásticos y la confección, mientras no abandona su antigua tradición agrícola, actualmente combinada con el cultivo de olivares, huertas y flores y las artesanías en cuero que son muy buscadas por los turistas.

Una visita a la ciudad nos permitirá recorrer la Medina de Sahline, la ciudad árabe, la mezquita Saida Aisha y los morabitos. También hay lugar para la cultura: su Casa de la Cultura ha obtenido seis veces el primer premio de Música del Gobierno de Monastir y el Primer Premio de Música Oriental y Tunesina de Túnez. Los entusiastas de la observación de la Naturaleza se encontrarán a gusto: aquí se encontraban las principales plantas de producción de sal.

Al cerrarse quedaron las piletas de extracción, que tienen distintos niveles de agua y comenzaron a atraer todo tipo de aves por lo que se creó el parque de observación Salinas de Monastir, muy cerca de las playas de Sahline.

Foto: Vía Panoramio

Print Friendly, PDF & Email



Etiquetas:

Categorias: Sahline



Deja tu comentario