Moulares, la ciudad de las novias

Moulares

Moulares es una comuna de la provincia de Gafsa, ubicada precisamente en el centro sud tunecino y en la frontera con Argelia. Custodiada por la cadena montañosa que tiene entre sus picos más altos al Cerro Ramli Bou de 1.156 metros, mientras que el más bajo es el de Elmghatta, de 948 metros, sus cualidades geográficas han dado lugar a un suelo rico en minerales y fuentes de agua.

La civilización de Gafsa es considerada una de las grandes civilizaciones prehistóricas. Los monumentos que se encuentran en la región de Moularès han permitido, a través de investigaciones y estudios arqueológicos, conocer la verdadera imagen de esa antigua civilización.

Durante la época romana, Moulares fue una ciudad muy importante; conocida como Henchir Louiza o Henchir Zala, desarrolló ingeniosas estructuras en torno al aprovechamiento del agua de manantiales naturales, como por ejemplo un canal que alcanza los 15 Km. de longitud.

Además, gracias a los cursos de agua, las montañas no fueron una limitación para los habitantes de Moulares, para trasladarse a otras regiones, especialmente al Djerid Sabeseb, además de dar lugar a una ciudad llena de vida y creatividad.

Aquí la tierra esconde en sus entrañas uno de los mayores yacimientos de fosfato del mundo. Las minas se extienden desde Moulares hasta Redeyef; los yacimientos fueron descubiertos por Phillipe Thomas en 1897. Túnez es actualmente el quinto productor mundial de fosfatos, que se destinan principalmente a la producción de fertilizantes.

El Museo de Historia Natural de Moulares refleja la riqueza de la región, su historia y su cultura; en realidad, el patrimonio cultural y oral en la región de Moulares guarda una leyenda en la que su nombre se une con la leyenda de siete princesas que naufragaron en uno de los cursos de agua que surcan la ciudad. Otra leyenda se refiere al guerrero Al Mansour, que cortó de un solo golpe la roca para preparar una cama para Leila, la princesa que escapaba de su marido; es un camino de cuatro kilómetros de largo a los pies de las gargantas de Selja, y si los recorren, verán a lo alto sus siluetas de piedra.

Lugares para ver: el antiguo campo, las fuentes, el conducto de canalización, manantiales, espacios verdes como el Parque de la Familia, el Palacio Almatmdip, la Mezquita, el Souk, el Mercado semanal, los nuevos conductos de agua, el Oued de Moulares, el Wadi de las novias.

Esta región se puede visitar con el tren turístico Lezard Rouge hasta Metlaoui, la garganta de Seldja es la parte más memorable, y si la idea es quedarse, deberán buscar alojamiento y restaurantes en Metaloui o Gafsa, que se encuentra a 50 Km.

Foto: Comuna de Moulares

Print Friendly, PDF & Email



Categorias: Pueblos de Tunez



Deja tu comentario