Bulla Regia, la Ciudad oculta

Bulla Regia

Hay muchos lugares dentro del inconmensurable país de Túnez que aun no han sido descubiertos o que bien, como sucede con Bulla Regia, solo se conoce una pequeña porción de algo que se cree puede ser una ciudad oculta bastante grande.

Las ruinas de la ciudad romana de Bulla Regia fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad, y a pesar de que hasta el momento sólo se ha excavado una pequeña porción de lo que se vislumbra una gran urbe.

Bulla Regia fue fundada hace varios cientos de años, en el siglo II d.C. y llegó a tener una población nada despreciables de unos 20.000 ciudadanos romanos, en cuyas propiedades agrícolas trabajaban los 50.000 esclavos.

Bulla Regia

La prosperidad culminó con un terremoto en el siglo VI, que acabaría con esta típica ciudad rica de provincias.

Lo más representativo de sus restos son las partes subterráneas que se almacenan muy bien en varias casas. Para protegerse del extremo calor veraniego, se reproducía bajo tierra el mismo ambiente exterior: patios columnados rodeados por estancias que se iluminaban con un sofisticado sistema de espejos. Aquí destacan la Casa de la Caza y la Casa de Afrodita. También se conservan muy bien el empedrado de las calles y de la calzada de unos extensos 350 kilómetros que unía la actual Argelia con Cartago, así como las termas, el teatro, el anfiteatro y las murallas.

Esta ciudad es nada menos que en la que San Agustín pronunció su más famoso sermón durante la época bizantina. Cuando uno entra en ella no imagina los innumerables encantos de esta población típicamente romana que deja notar sus características a simple vista. Los más característico y llamativo es la peculiar forma de ubicación de los hogares de la ciudad.

Bulla Regia

En Bulla Regia las casas se construyeron hacia abajo creando una espectacular ciudad subterránea. Esta fue la fructífera forma que encontraron para poder combatir el durísimo calor que azota estas zonas del país. Sin embargo,no estamos hablando de simples cuevas o construcciones precarias adaptadas a las necesidades de una población de escasos recursos. Sino que por el contrario se trata de verdaderas joyas bajo el suelo. Edificaciones que conservan prácticamente la totalidad del encanto y riqueza de los más bellos palacios de oriente. Mosaicos, patios, columnatas, arcos, pasadizos, artesonados y todo cuanto puede satisfacer al más exigente.

Bulla Regia se trata de unas extraordinarias ruinas romanas situadas al sur de Tabarka en dirección hacia Jendouba y Kef. En el siglo II fue capital de uno de los tres reinos numidas y fue construida por debajo del suelo.

Se destacan las Termas de Julia Memmia del siglo II, con impresionantes mosaicos y arcos abovedados.

Desde allí se puede acceder a las solemnes ruinas de dos Basílicas Cristianas, del siglo II, la Casa del Tesoro, la Casa de la Caza, importante por sus columnas corintias, mosaicos excepcionales y distintos aposentos muy bien conservados, el Jardín Público, originalmente rodeado de un foso, con tres salas que conservan el piso de mármol, y el Opus Reticulatum, antigua basílica que es el monumento más antiguo del enclave arqueológico que se ha encontrado hasta ahora.

En Bulla Regia es conservan prácticamente la totalidad del encanto y riqueza de los más bellos palacios de oriente.

Print Friendly, PDF & Email



Etiquetas:

Categorias: Antiguas ciudades, Patrimonio de la Humanidad en Túnez



Deja tu comentario