Thuburbo Majus, mucha historia por descubrir

Thuburbo Majus

Este monumento arqueológico ubicado a 60 kilómetros al sudoeste de Cartago, entre campos de trigo, corresponde a una ciudad de origen Bereber, pero no hay muchos datos acerca de su fundación. Lo que sí se sabe es que tomó partido por Cartago durante la guerra con Roma, pero lo pagó muy caro ya que al ganar los romanos la llenaron de impuestos y no fue autónoma sino hasta el año 128 d.C.

La época de prosperidad de la ciudad comenzó en ese momento y duró cien años; la mayoría de las obras artísticas y esculturas de esa época se pueden admirar en el Museo de El Bardo.

La primera excavación arqueológica formal fue realizada en 1912; el yacimiento ocupa 40 hectáreas y es tan importante que todavía no se han terminado de excavar ni la colina del anfiteatro ni las cisternas. Se completaron las ruinas del capitolio, con bellas columnas encaladas al pie de una majestuosa escalera, que durante el período romano se utilizó para realizar el prensado de aceitunas.  Las prensas se ubicaron en la parte subterránea del capitolio; en ese lugar también se encontró una enorme estatua de Júpiter que actualmente está en el Museo de El Bardo. Al pie todavía se puede ver el lugar donde estaba el altar.

El foro tiene una longitud de casi 50 metros, se lo considera más importante que los de Bula Regia o Duga. Data del año 161 y 192 d.C. En un principio tenía baldosas en el suelo y un pórtico de estilo corintio, del que quedan algunas columnas.

Alrededor del foro hay algunos templos, de los que se destacan el de la Paz, del que quedan algunos escalones, parte del suelo de mármol y un bajorrelieve representando un Pegaso; y el de Mercurio del que se puede ver el patio circular rodeado de columnas, ambos del siglo II.

Cerca de la Palestra de los Petronii, están las termas de verano, de los siglos II y III que son  tan bonitas que aún generan una sensación de bienestar.

Al sudeste encontrará las termas de invierno,  que tienen unos hermosos mosaicos hechos con pequeñas baldosas blancas. Continuando por la vía Auriga se llega a la Palestra de los Petronii del año 225 d.c. que es un lugar dedicado al deporte construido por Petronius Felix, los mosaicos y otras obras de arte se encuentran en el Museo de El Bardo. En una esquina del suelo está grabado un antiguo juego romano llamado las 36 letras invitando a descubrir cómo jugar.

Foto: Wiki Commons

Imprimir

Etiquetas: , , ,

Categorias: Cartago



Deja tu comentario